¿Todavía no has tenido la oportunidad de ver El Rey León, el musical? Pues permítenos decirte que ¡estás de enhorabuena! porque tenemos el plan perfecto para que revivas su historia, disfrutes de la espectacular interpretación de sus artistas y vuelvas a cantar los temas que han marcado tanto a grandes como a pequeños..

Acudir a El Rey León, El Musical es vivir una experiencia única en la vida. Adentrarse en un universo de creatividad y belleza que cautiva es un viaje a otro mundo, ¡una experiencia que hay que disfrutar al menos una vez en la vida! El clima que se crea en el teatro es especial y es que tanto actores como público se impregnan de cada uno de los momentos mágicos de la historia. El pasado 23 de septiembre el musical volvía a Madrid para, en palabras de Agustín Arguello, el intérprete de Simba, “llenar de felicidad y alegría” la Gran Vía.

Agustín Arguello encarna a Simba y nos deja este post en sus redes sociales

A lo largo de estos diez años de vida, el musical ha ido acumulando vivencias y datos muy curiosos que merece la pena repasar. ¡Echa un vistazo!

  • Es el musical que cuenta con las cifras más impresionantes de la historia. Y es que estar tantos años encima de un escenario ha llevado a este espectáculo a definirse como el musical por excelencia.
  • Se necesitaron más de 000 horas para el diseño y construcción de las más de 200 esculturas que se muestran en el musical. La caracterización es una de las piezas claves de El Rey León.
  • Entre pulseras, anillos, collares… suman más de 000 piezas que se cuidan con esmero para que cada actuación sea como la primera.
  • En el show aparecen más de 70 trajes de los cuales el 90% están hechos a mano.
  • El cambio de maquillaje y vestuario es de hasta 12 veces en algunos de sus intérpretes, ¡son auténticos especialistas!
  • La caracterización y preparación de los personajes se realiza de forma cuidadosa y exhaustiva: ¡el personaje de Rafiki conlleva más de una hora completa de maquillaje!

Nuestro objetivo: vibrar de nuevo en el teatro

El show, que se encuentra en plena celebración de su décimo aniversario, cuenta con más de 150 profesionales de 14 nacionalidades distintas. Todos ellos muestran su gran talento musical y teatral con la inmejorable fusión de las distintas y más sofisticadas disciplinas de las artes escénicas africanas, occidentales y asiáticas, para ofrecerte uno de los mejores espectáculos, que atrapa de principio a fin. La energía y la fuerza de sus intérpretes te hacen vibrar en la butaca trasladándote de inmediato a su mundo, el mundo de El Rey León.

Diez años de vida que son el sello de garantía de la que es la mayor producción musical representada en España, y es que son ya casi 5 millones de espectadores los que han vivido la experiencia inigualable de ver el El Rey León. El musical vuelve con más fuerza que nunca porque “El sol vuelve a brillar” en plena Gran Vía madrileña, para seguir sorprendiendo a todo aquel que quiera revivir esta historia tan mágica, llena de valores, que difunde el amor y el cuidado por la naturaleza así como la importancia de las raíces y la familia.

El reto de llevar la historia de El Rey León del cine al teatro

Julie Taymor es la artífice. Ella ha sido la profesional capaz de haber logrado transmitir y adaptar esta obra cinematográfica a una representación teatral de tal magnitud como es El Rey León. Los retos que se plantearon eran varios. Por un lado, la peculiaridad de la película al tener escenas tan paisajísticas, grandes planos, con animales que hablan y, por otro lado, para que la adaptación fuera un éxito, hacer que estos personajes brillaran. La directora, creadora y diseñadora puso su objetivo principal en humanizar a los animales. Su increíble imaginación ha hecho posible la gran escenificación llevada a cabo a través de marionetas que son guiadas por los bailarines o a través de máscaras que permiten una dualidad única de los personajes. Sin ir más lejos, Simba aparece representado de 5 formas distintas: como una marioneta bebé, como un títere, como una marioneta de sombras, como un niño y en su edad adulta.

Una banda sonora con personalidad y pasión

En cuanto a la música de la producción no bastaba solo con las canciones más conocidas de la historia como son Hakuna Matata, El vive en ti, El ciclo vital, Yo voy a ser El Rey León… solo con leer los títulos seguramente que te hayas puesto a cantar y a tararearlas porque el poder que tienen es tal que atrapa. Pero para el espectáculo teatral era necesario volver a las raíces de la historia y acercarse más a sus orígenes para poder ampliar el repertorio. Se acudió a Elton John y Tim Rice para que crearan más temas, pero también se pidió la colaboración de otros artistas como Mark Mancina y Lebo M, expertos en la materia, para que crearan toda una banda sonora original para el musical y que esta contara con los preciosos coros sudafricanos que se escuchan en la película, ampliarlos y realizar canciones completas.

La influencia africana en la música del show es clave y predominante y es que el ritmo de la percusión podríamos asemejarlo al corazón de África, pero también hay otros estilos de música en sus canciones que acercan la historia al público de la misma forma haciéndoles participar cantando y bailando. Es tal la importancia de las canciones que sustentan este musical que para su creadora, Julie Taymor, los coros eran un personaje más del espectáculo teatral y tenían la misma importancia que cualquier otro intérprete. Dejar envolverte por la magia de la historia, introducirte dentro de su micromundo por unas horas y vivirlo desde dentro son los ingredientes que hacen que esta representación nos emocione y nos conmueva.

Solo queda por decir: ¡un enorme gracias!

 

 

“Haber hecho feliz a tanta gente en nuestro teatro es el mejor motor para seguir haciéndolo muchos años más”, dicen desde Stage Entertainment, su productora. Desde 2011 El Rey León ha conseguido enamorar a millones de personas, algo que ha sido posible gracias a todos y cada uno de los miembros del elenco, del equipo técnico y del equipo de sala y a todas las personas que de alguna forma o de otra han contribuido a este éxito sin precedentes. Sin todos ellos habría sido imposible. Si todavía no has vivido esta experiencia única ya puedes comprar tus entradas aquí.

 

Bitnami