LA CULTURA MÁS QUE NUNCA, ES UN ELEMENTO IMPRESCINDIBLE PARA LA SOCIEDAD

POR EL CONSUMO DE LA CULTURA RESPONSABLE Y CON SEGURIDAD

POR EL PRESENTE Y EL FUTURO DE LA INDUSTRIA CULTURAL

La Unión de Asociaciones Empresariales de la Industria Cultural Española, representa al tejido empresarial de los sectores de las artes escénicas, el cine y la música. Una industria que como todas las del país está sufriendo las consecuencias de esta desgraciada epidemia que ha tocado vivir. Y que arrastra desde hace muchos años una crisis, de la que ha ido consiguiendo sobrevivir a base de reinventarse a sí misma. Pero como todo, la reinvención tiene un límite, y ahora mismo la continuidad sin ayuda es poco menos que imposible. Pero por difícil que sea el contexto, la cultura de un país es vital, tanto como el oxígeno para seguir adelante.

Por tal motivo, la industria cultural manifiesta su más profunda preocupación por la situación actual en la que el Gobierno no atiende proporcionalmente a la magnitud de la crisis que asola el sector y a los continuos reclamos que por diversas vías y distintos representantes de este, se le han trasmitido.

El dictamen de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica del Congreso de los Diputados expone:

(…) Pero la cultura es también creación literaria, es la industria cinematográfica y el teatro, música, educación… Es la conservación de un rico patrimonio, tanto material como inmaterial. En definitiva, un amplio y muy variado conjunto de actividades que, al contrario de lo que en ocasiones se afirma, tiene un bajo impacto en términos de gasto público.”

(…) De cara al futuro, hay que apostar por la cultura como un sector estratégico en el modelo productivo y el modelo social. Reconocer la cultura como un bien de primera necesidad implica tanto garantizar su acceso en la mayor diversidad posible como reconocer los derechos laborales y la dignidad de quienes trabajan en cultura.

Añadimos a ello lo que establece el artículo 44.1 de la Constitución: Los poderes públicos promoverán y tutelarán el acceso a la cultura, a la que todos tienen derecho”.

Entonces, al menos sobre el papel, no cabe duda. La cultura es un elemento vital para un país. Un indicador esencial de la sociedad, de su nivel social, del desarrollo y calidad de su sistema. El nivel de la sociedad moderna actual corresponde directamente con el de su industria cultural.

El mundo de la cultura está demostrando su máxima solidaridad con la ciudadanía desde el primer día del confinamiento. Artistas, músicos e intérpretes, técnicos, auxiliares, empresarios y empresas de artes escénicas y musicales, han puesto su obra y su trabajo a disposición de la ciudadanía de forma altruista, cediendo voluntaria y gratuitamente el resultado de su trabajo para el disfrute de la sociedad contribuyendo con ello a paliar los efectos de esta situación creada por el COVID-19. 

Pero para que la cultura siga adelante, y continúe siendo ese bastión imprescindible de nuestra sociedad, necesitamos urgentes medidas específicas, que ayuden y contribuyan a mantener el tejido empresarial y que una vez superada la crisis sanitaria, se pueda volver a crear, fomentar y disfrutar de nuestra cultura, como identidad y valor indispensable de nuestro país.

Entre las medidas propuestas en el citado dictamen de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica del Congreso de los Diputados, destacan:

132. Apostar por la cultura como un sector estratégico en el modelo productivo y el modelo social. Reconocer la cultura como un bien de primera necesidad implica tanto garantizar su acceso en la mayor diversidad posible como reconocer los derechos laborales y la dignidad de quienes trabajan en cultura…

135. Impulsar un Pacto de Estado por la Cultura, que proteja e impulse la actividad cultural, contribuya al desarrollo de las industrias culturales y de la creatividad, permita al sector aumentar su peso en el PIB, afiance un modelo sostenible de crecimiento y apoye a los jóvenes creadores. 

Pues de eso se trata, de cumplir.

Desde la Unión de Asociaciones Empresariales de la Industria Cultural Española, reivindicamos el valor de la cultura para la sociedad. Su importancia para la salud de los ciudadanos y del país. Porque la cultura es un fiel marcador de lo que somos y lo que seremos, de nuestras costumbres y comportamiento, de los valores de la sociedad en que vivimos. El impacto de la cultura va más allá de un teatro, un cine o un concierto, y pone de manifiesto el nivel sociocultural y económico de un país.  

Por todo ello, necesitamos ayuda, porque #LACULTURADEBECONTINUAR

UNIÓN DE ASOCIACIONES EMPRESARIALES DE LA INDUSTRIA CULTURAL ESPAÑOLA

También puede interesarte:

Bitnami